De Dignidades y Primaveras…

Publicado por el en Prensa y Difusión
  • Tamaño de fuente: Mayor Menor
  • Visitas: 766
  • 0 Comentarios

b2ap3_thumbnail_16-trip.jpg

 

Un día 16 del año 1976 secuestraban a jóvenes estudiantes secundarios en una clara muestra de lo que vendría, de las voces que se querían acallar.

En el imaginario colectivo quedó la lucha por el boleto estudiantil como idea fuerza (y tal vez justificación encubierta) en lo que hace a las razones del acto genocida.

Pero es evidente, a luces vista, que la estrategia de silenciamiento e
invisibilizacion iban más allá del puntual reclamo. Ese “boleto” significaba un grito mucho más amplio de esa juventud que veía, en el golpe de estado y en las botas temerarias, el aplastamiento de la primavera…

Unos años antes, y en igual fecha pero de 1973, la también feroz dictadura chilena
hacía lo propio con Victor Jara y otros “inconformistas” en el Estadio Nacional (convertido en campo de concentración, tortura y muerte)

Y para coronar otro septiembre nefasto podríamos hablar de otro 16, esta vez en Plaza de mayo, del año 1955 donde los infames pretendieron aplastar al mayor movimiento político social del siglo pasado, intentando matar a su fundador. Tanta falta de decoro tuvieron que hasta se proclamaron “Revolución Libertadora” tiñendo manuales, medios de comunicación y la “verdad histórica” durante
décadas…

Tres acontecimientos históricos con un mismo denominador común: muerte, silencio, sombras y niebla para esconder una estrategia de dominio y neo colonización impuesta; donde al sometimiento político se sumaba sin eufemismos el hostigamiento económico.

Táctica y estrategia donde las complicidades civiles dotaban de legitimidad a los “salvadores de la patria”; tan esbeltos en sus seguros uniformes, tan acicalados sus bigotes y tan infestos en sus procederes.

Con el paso de los años aprendimos a despojarnos de circunspectas anteojeras y comprendimos que existen luchas que trascienden lo coyuntural, que detonan en el poder alarmas insospechadas y que la reacción siempre es desproporcionada cuando se imaginan desnudos y confesos…

Por Diego Dieguez Ontiveros

@Diego_Dieguez

0

Comentarios

  • No hay comentarios por el momento. Se el primero en enviar un comentario.

Deja tu comentario

Invitado Viernes, 15 Diciembre 2017